El disco de las estrellas

Arqueología

0 1.192

Es considerado uno de los más importantes hallazgos arqueológicos del siglo XX según la UNESCO, pero pocos han oído hablar de él. El enigmático disco celeste de Nebra nos muestra una vez más la importancia de los astros y el cosmos para las comunidades humanas más antiguas. ¿Qué sabemos de este misterioso disco de la Edad de Bronce? ¿Cuál era su función? Adentrémonos en lo que sabemos de estos antiguos pueblos, que habitaron hace milenios en el interior del continente europeo.

Mucho antes de la brillantez de Grecia o de la majestuosidad de las pirámides egipcias, hubo un largo tiempo en el que los seres humanos comenzaron a descubrir el poder de los metales. Después de lograr sembrar sus alimentos y no depender de la caza y recolección (Neolítico), las comunidades humanas empezaron a trabajar el cobre para más tarde descubrir la aleación que daría origen al bronce. Este proceso nunca fue lineal, hubo avances y retrocesos y una gran dispersión de fechas, pero podemos asegurar que hacia el 1800 antes de Cristo empiezan a surgir las culturas que trabajaban el bronce, en el interior de Europa. Una de ellas fue la llamada Unetice, un nombre generalizador que incluía a muchos pueblos diversos y heterogéneos. Habitaban en aldeas de madera, en lo alto de colinas para prevenir ataques, y vivían del cultivo del trigo o la ganadería, ademas de comerciar en extensas rutas que iban desde las islas Británicas y el Báltico hasta Grecia. Estos pueblos antiguos ya empezaron a explotar minas de cobre y estaño, fabricando armas, escudos, joyas o herramientas de bronce, considerados objetos valiosos y reservados para los guerreros y los caciques. En esta época comienza a surgir la costumbre de enterrar objetos rituales y de alta estima en depósitos o simples pozos, como forma de protegerlos de conflictos, algo que después se verá incrementado en la Edad de Hierro.

A esta poco conocida etapa pertenece el extraño disco hallado en Alemania en 1999. Un grupo de cazatesoros empezó a excavar las boscosas laderas del monte Mittelberg, donde son frecuentes los hallazgos. Sorprendidos, los buscadores encontraron las ruinas de unos muros de piedra que formaban una pequeña estructura. En el interior hallaron una vasija metálica que contenía diversos objetos como espadas grabadas, hachas, brazaletes y sobre todo un disco metálico con extrañas inscripciones. Hecho en cobre y con incrustaciones de oro, la plancha de forma redonda muestra una especie de mapa celeste donde parecen estar representados el Sol, la Luna y varias constelaciones y estrellas. Los descubridores no le dieron importancia a estos objetos y los vendieron a varios coleccionistas, fue pasando de mano en mano hasta ser recuperados por el gobierno alemán. Considerado una falsificación en ese entonces, el disco actualmente es aceptado como auténtico, fechado hacia el 1500 antes de Cristo. Este objeto fue seguramente muy valioso y el templete en el que se guardó fue construido casi mil años después de su fabricación, demostrando su importancia. El metal con el que se lo fabricó procede de puntos muy distantes, algo de suma importancia para una época en la que el comercio era algo muy complejo.

¿Cuál es la función de este extraño disco metálico? La respuesta aún es un misterio, pero se pueden aventurar posibilidades. Algunos estudiosos lo consideran simplemente una obra decorativa, pero muchos otros han opinado que podría tratarse de un instrumento astronómico, el primero de la Historia. En el disco estarían representadas varias constelaciones, como las Pléyades o la Osa Menor, así como las posiciones de los solsticios de invierno y verano. El hecho de que la construcción de piedra donde fue encontrado está orientado de tal manera que el Sol se pone en cada solsticio detrás del cercano pico de Brocken, nos indica una evidente función astronómica, tal vez era un santuario religioso o un punto de encuentro. Las discusiones sobre la funcionalidad de este enigmático disco aún no se han terminado y toda respuesta es posible. Pero ¿quién escondió esos valiosos objetos en una tina metálica? ¿qué le llevó a hacerlo? Preguntas que seguramente nunca solucionemos. Lo que si podemos afirmar es que esos antiguos y aguerridos pueblos observaban cada noche las estrellas y habían ya descubierto el secreto de los solsticios, fechas en las cuales seguramente realizasen rituales y festividades. La relación con el cosmos era entonces más directa, sin tantas luces que ocultasen la magia de los astros…

EN PDF - PINCHA LA FOTO

You might also like More from author

Comments

Loading...