La metamorfosis del planeta

Geología y ciencia

0 1.131

El planeta está atravesando grandes cambios en muchos aspectos, como somos conscientes día a día. Diversos estudios hacen referencia a un nuevo factor: el campo magnético del globo está en proceso de debilitamiento y modificaciones importantes. ¿Qué consecuencias generan estos cambios? ¿Cómo han podido ser descubiertos? Para ello debemos entender cómo funciona el campo magnético de nuestra Tierra y su vinculación al cosmos.

Bajo nuestro suelo, hay grandes masas de hierro, sobre todo en el núcleo planetario. Este hierro es magnético, apuntando como un imán gigantesco de norte a sur, de igual forma que marcan las brújulas, determinando un polo norte y otro sur. Entre otras cosas, gracias a este campo magnético que se genera en el interior de la corteza, la atmósfera se mantiene estable y sobre todo evita que la radiación cósmica extermine la vida terrestre, desviándola o reduciendo su potencia hasta lo tolerable. Pero este campo protector no ha sido siempre igual, sufriendo procesos de debilitamiento y crecimiento, o incluso produciéndose las inversiones del campo magnético. Los investigadores han podido determinar los cambios magnéticos estudiando las rocas sedimentarias con pequeñas cantidades de hierro , cuya orientación nos informa de estas modificaciones. Gracias a ello, sabemos que en 75 millones de años ha habido 170 inversiones, siendo la ultima hace 780 mil años. A esto hay que unir el hecho de que los polos no se mantienen fijos en un mismo punto, sino que estos se mueven. Esto es algo que los científicos vienen estudiando hace varias décadas, sobre todo en el Polo Norte, que se traslada cada vez más rápido desde Canadá hacia la Siberia rusa, a razón de 40 km anuales.

La agencia espacial europea ESA lleva tiempo analizando el campo magnético de la Tierra gracias a tres sondas, las Swarm que vigilan cualquier cambio con magnetómetros y sensores. Gracias a ellas se ha podido detectar el cada vez más rápido movimiento del Polo Norte, que ha obligado a cambiar mapas y parámetros de navegación área y marítima mucho antes de lo que estaba previsto. Pero sobre todo, un constante debilitamiento del campo magnético, que se aprecia en las llamadas Anomalías Magnéticas. Una de ellas, se encuentra en Sudamérica, en un triángulo formado por Argentina, Uruguay y Brasil, donde el campo magnético es muy débil. Las razones de su existencia se desconocen, pero posiblemente sea por perturbaciones internas del núcleo del planeta. Allí las naves espaciales y los satélites sufren el impacto de la radiación, afectando sistemas informáticos y eléctricos, haciendo que se apaguen o enciendan solos, pierdan información o directamente se averíen. Astronautas han reportado que en esta zona, al cerrar los ojos, ven flashes de luz cegadora o lo que es lo mismo, son capaces de ver frecuencias vibratorias mayores a las habituales, a modo de puerta estelar. Pero junto a la de Sudamérica, apareció recientemente una segunda zona de baja intensidad magnética, al suroeste de África. Y lo que es más importante, ambas zonas no dejan de crecer.

Todo ello nos muestra los profundos cambios que está atravesando el planeta y el campo magnético que lo protege. Los científicos consideran que aún nos falta mucho para poder entender cómo funciona y sus cambios a lo largo del tiempo, recién ahora empezamos a atisbar la complejidad de este campo. ¿Qué indica el debilitamiento de esta capa planetaria? La respuesta es una incógnita pero algunos aventuran que podría ser el primer indicio de que está en ciernes una inversión del campo magnético del planeta, sin mayores consecuencias para el ser humano que cambios en mapas y problemas en aparatos electrónicos. Lo cierto es que el planeta está en constante cambio, entrando en una nueva etapa. Como nos explican las fundadoras de Origen Estelar, «estamos viajando por nuevas coordenadas de nuestro espacio sideral. Salir del tiempo alternativo en el que nuestro Sistema Solar ha estado inmerso desde eones, es un evento no solamente histórico sino sagrado. Y es que la humanidad viaja hacia un lugar donde la convergencia de toda forma de vida nos recibirá en amor y fraternidad. Es por ello que muchos cambios van a acontecer durante la próxima década; nuestro Sol irá transformándose hacia una forma diferente de emitir su sabiduría al igual que el resto de las conciencias planetarias. Nosotros ya estamos sintiendo transformaciones, por ello, hemos de vaciarnos de todo concepto, suposición, dualidades, razonamientos,…para poder llenarnos de una frecuencia que jamás hemos sentido como humanos pero que muchos recordarán como conciencia cósmica que son». 

EN PDF - PINCHA LA FOTO

You might also like More from author

Comments

Loading...