¿Expediciones incas a Polinesia?

Historia sorprendente

0 1.137

Se suele considerar a los europeos como los primeros que navegaron por el océano Pacífico y descubrieron sus islas. Pero, gana adeptos la posibilidad de que los primeros que encontraron islas como la de Pascua o la Polinesia fueron los incas, de la mano de una casi mítica expedición liderada por un rey de Machu Picchu. ¿Son ciertas estas leyendas? ¿Fueron los pobladores del Imperio Incaico los primeros en aventurarse en las aguas del Gran Mar del Sur?

En 1567, el Virreinato del Perú intentaba consolidar el control del territorio, sometiendo a las poblaciones incas. En ese entonces, los españoles empezaron a escuchar de boca de los nativos leyendas que hablaban sobre expediciones de un emperador inca a míticas islas del Pacífico. Los conquistadores escucharon asombrados historias de lejanos territorios repletos de tesoros, oro y especias, leyendas que fueron registradas por cronistas e intelectuales de Lima como Pedro Sarmiento de Gamboa. ¿Fueron reales estas historias que contaban los incas? Actualmente se considera que es muy probable que sean ciertas y que supusieron un ejemplo de la constante exploración y expansión de la cultura inca, que se adelantaron a los europeos en la navegación por el océano Pacífico. Según recogieron los cronistas, el soberano Túpac Yupanqui (1441-1493) recibió noticias en el norte de su imperio de que había en pleno océano unas misteriosas islas llenas de riquezas y decidió realizar una gran expedición hacia el Occidente. Con cientos de balsas y unos 20 mil hombres, el emperador atravesó el mar y según se cuenta llegó hasta las islas de Ninachumbi y Ahuachumbi.

¿Cuáles fueron estas islas que hallaron los «conquistadores» incas? Hay diversas teorías que apuntan a varios archipiélagos del Pacífico: las islas Marquesas, la Polinesia o isla de Pascua. En todas ellas los isleños contaban leyendas de la llegada de señores o divinidades que arribaron en balsas trayendo objetos de orfebrería o cerámicas. Hay quienes incluso vinculan la forma de algunas construcciones de Pascua con las del Perú, concretamente con las de la ciudad de Cuzco, demostrando un intercambio cultural. Es curioso también el hecho de que las leyendas de Rapa Nui llaman al dios venido de los mares con el nombre de «Hijo del Sol», algo que podría indicar la llegada del soberano inca, adorador del dios del Sol, Inti. Según la historia contada por los incas, Túpac Yupanqui retornó de los mares trayendo consigo quijadas de lobos marinos, un trono posiblemente polinesio y esclavos que llamaron «negros» y que pudieron haber sido capturados en las islas. Pero, los incas contaron a los españoles que aquellos lejanos territorios estaban llenos de riquezas y tesoros, excitando la imaginación de los europeos e inflamando sus ansias de conquista.

Aquí entra también la imaginación de los españoles, pues vincularon lo que les contaban los nativos de Perú con la Biblia, donde se menciona un lugar mítico, el Ofir, de donde el monarca Salomón obtenía marfil, oro, plata o sándalo. El gobernador de Lima, Lope García de Castro, organizó una expedición liderada por su joven sobrino Álvaro de Mendaña que se lanzó a las aguas en 1567 con 160 hombres y dos naves. Tras varios meses de navegación no encontraron las míticas ínsulas atiborradas de tesoros que les habían mencionado pero descubrieron los archipiélagos de Kiribati, Marshall o las Tuvalu. Y sobre todo llegaron a unas grandes islas, donde trabaron contacto con las tribus locales de forma en general amistosa. Encontraron pepitas de oro, obtuvieron algunas especias y hallaron grandes bahías y selvas verdes. A estos territorios los llamaron Islas Salomón, en honor al rey judío de la Biblia, incluyéndolas en los mapas y las posesiones del entonces omnímodo Imperio Español. Sin embargo, los isleños nunca aceptaron el dominio de los hispanos y tiempo después pasaron a manos de ingleses y alemanes. El mítico Ofir nunca fue encontrado, pero estas expediciones lograron descubrir nuevos territorios y rellenar los mapas, algo que ya los incas habían logrado cientos de años antes.

EN EBOOK - PINCHA LA FOTO

You might also like More from author

Comments

Loading...