Minerales y piedras de ciencia ficción

Las mil caras de las gemas

0 206

El reino mineral es diverso y polifacético, lleno de variedades sorprendentes y con cualidades únicas. Se conocen miles de diferentes minerales, pero hay algunos que destacan por sus raras características, su escasez o por las enigmáticas formas que adoptan naturalmente. ¿Cuáles son las piedras más extrañas y sorprendentes? A continuación haremos un recorrido por aquellos minerales que sobresalen por sus singularidades que las hacen únicos.

Benitoita

La turquesa ha sido apreciada desde la Antigüedad por sus bellos colores azulados y verdosos, pero sobre todo por su escasez, ya que se encuentra en puntos muy concretos. Sin embargo, hay otros minerales sumamente escasos, cuyos ejemplares en algunos casos extremos se pueden contar con los dedos de las manos. Es el caso de los diamantes rojos, una variedad muy escasa, con una tonalidad rojo sangre, que alcanzan valores desorbitados. Se han encontrado en otras tonalidades como naranja, púrpura o negro, pero ninguno tan sobresaliente como el rojo. Otro ejemplo es la musgravita, un mineral del cual sólo se conocen 8 ejemplares, muy apreciado en joyería por su dureza y sus colores violetas o verdes. Fue descubierto por primera vez en Irlanda en 1945, y solo aparece en puntos de Australia o Madagascar. En este lugar, se han encontrado también las únicas grandidieritas que se conocen, gemas azules verdosas que tienen la peculiaridad de que cambian de color según la incidencia de la luz. Otro caso es la poudretteita, consideradas las gemas más perfectas y bellas del mundo, por sus colores rosados y su delicadeza, muy escasas y halladas solo en Canadá y Myanmar.

Si hablamos de cualidades curiosas tenemos que incluir a las alejandritas, que también cambian de color según la posición de la luz, compuesta de hierro y cromo. Otro caso sorprendente es el de la benitoita, una piedra de tonos azulados que se vuelve fluorescente bajo la radiación ultravioleta, un efecto que nadie sabe explicar la causa. Es también muy escaso, hallado sólo en EEUU y en Japón. En este apartado podemos incluir también a aquellas que resultan peligrosas para el ser humano. El amianto, un mineral fibroso cuyo nombre en griego significa «incorruptible», es considerado el mineral más peligroso ya que su continuada exposición puede provocar enfermedades respiratorias y cáncer. El rojo cinabrio, que era usado como piedra mágica en otras épocas, es sumamente tóxico, mientras que el curioso crisotilo, con hebras que eran usadas como textil siglos anteriores, es tan peligroso que su explotación está prohibida en 50 países. Aún así en EEUU se lo sigue usando en pastillas de freno o embragues.

Bismuto

Y por último si hablamos de minerales que destacan por su extraordinaria belleza, podemos hablar de la Emperatriz de Uruguay. Detrás de este pomposo nombre se encuentra la amatista más grande del mundo, con más de 3 metros de altura, extraída de una mina en Artigas, Uruguay. Esta increíble piedra, semejante a una inmensa fruta abierta por la mitad y con un brillante interior violeta, pesa más de 2 toneladas y se expone en Australia, después de que la minera que la descubrió la vendiese a este país. Otro que destaca por sus formas es el carísimo bismuto, que adopta formas iridiscentes, con geometrías y colores sorprendentes. Se considera el mineral más resistente y duradero del Universo, con una vida estimada en 20 trillones de años. El ópalo es una gema que puede adoptar apariencias casi irreales, habiendo ejemplares que parecen alojar galaxias (en portada), océanos o incluso llamaradas de fuego, en los llamados ópalos de fuego. El ópalo es abundante en Australia, país de donde proceden la mayoría de los ejemplares. Todos estos bellísimos ejemplos nos muestran la profundidad y complejidad del mundo mineral, lleno de sorpresas para la vista y los sentidos.

Ópalo arlequín

You might also like More from author

Comments

Loading...